Canal Securities

Eficiencia en la utilización de recursos

El uso eficiente de los recursos siempre ha sido un objetivo prioritario en el plan de trabajo de todas las gerencias de finanzas en nivel corporativo.  

Con la difícil situación económica originada por la pandemia del COVID-19, las empresas se han visto en la necesidad de reevaluar y replantear sus formas de operar, buscando maximizar la eficiencia de sus recursos al menor costo. 

Medidas tales como la modalidad de trabajo home office, reducción de la jornada laboral, reducciones de personal, cierre de sucursales, etc, se han venido implementado durante el año y han sido vitales para la subsistencia de grandes, medianas y pequeñas empresas. 

Esto ha dado una nueva visión al modelo de negocios de muchas organizaciones, especialmente para emprendedores que tienen poco tiempo de operación y no cuentan con el músculo financiero de una gran o mediana empresa. Por ejemplo, compañías pequeñas de consultoría que antes alquilaban un local con capacidad para determinado número de personas, se han dado cuenta que quizás una oficina más chica o algún espacio designado en casa para este fin, les es funcional para llevar a cabo su operación, reduciendo costes operativos de alquiler, luz, internet, consumibles, transporte, etc. 

El uso eficiente de los recursos siempre ha sido un objetivo prioritario en el plan de trabajo de todas las gerencias de finanzas en nivel corporativo.  

Con la difícil situación económica originada por la pandemia del COVID-19, las empresas se han visto en la necesidad de reevaluar y replantear sus formas de operar, buscando maximizar la eficiencia de sus recursos al menor costo. 

Medidas tales como la modalidad de trabajo home office, reducción de la jornada laboral, reducciones de personal, cierre de sucursales, etc, se han venido implementado durante el año y han sido vitales para la subsistencia de grandes, medianas y pequeñas empresas. 

Esto ha dado una nueva visión al modelo de negocios de muchas organizaciones, especialmente para emprendedores que tienen poco tiempo de operación y no cuentan con el músculo financiero de una gran o mediana empresa. Por ejemplo, compañías pequeñas de consultoría que antes alquilaban un local con capacidad para determinado número de personas, se han dado cuenta que quizás una oficina más chica o algún espacio designado en casa para este fin, les es funcional para llevar a cabo su operación, reduciendo costes operativos de alquiler, luz, internet, consumibles, transporte, etc. 

Herramientas como Zoom, Teams, entre otras, han jugado un papel fundamental para el desarrollo de las operaciones en empresas de diversos sectores. Este año hemos visto como reuniones de Junta Directiva, Comités, sesiones de trabajo internas y con personal externo son llevados a través de estas herramientas, lo que se traduce en un manejo más eficiente del tiempo y ahorro en posibles costes de transporte, viáticos, entre otros. 

Otro aspecto que siempre ha sido importante, pero en este 2020 fue vital en la sobrevivencia de muchas empresas ha sido la liquidez. Compañías con alta liquidez han logrado sobrevivir a los bajos o inexistentes flujos de efectivo operativo. Esto sin duda será un indicador para monitorear de cerca por cada CFO en busca de eficiencia, ya que no necesariamente el tener alta liquidez se traduce en eficiencia en el manejo de este recurso. 

En mi opinión todo esto que hemos vivido en el 2020, servirá para tener siempre en el radar que las cosas cambian y lo importante es adaptarse al cambio de forma eficiente. Esto es lo permitirá a las compañías permanecer en el mercado y crecer sus operaciones. 

Giancarlo Vittolo

Gerente de Operaciones y Finanzas