Canal Securities

PERSPECTIVA | Abril 2021

El futuro es incierto, pero el presente está demostrando que la recuperación es real en muchos aspectos de la economía.

RESUMEN DEL MES

  • El mercado continúa próspero, el optimismo de noticias económicas parecería que ha sobrepasado las consideraciones de inflación.
  • La rotación hacia sectores value, parecería que hubiera desacelerado nuevamente el ritmo, en favor de sectores más defensivos y de crecimiento. Después de un elevado rendimiento de 29% en los últimos seis meses para el S&P 500, podríamos estar empezando a ver una pausa en el famoso reflation trade
  • El mercado se encuentra en niveles elevados de valoración si se considera el ratio P/E actual, pero si consideramos el P/E de 2021 estos niveles son mucho más razonables. Este dato asume crecimiento de los EPS de 40%. Hasta ahora, el reporte de ingresos para el primer trimestre de 2021 parece indicar un crecimiento en línea a esta proyección.

ESQUINA MACRO

En el mes de abril prácticamente todas las clases de activos han crecido de forma sustancial. El S&P 500 tuvo un mes excelente, llegando a niveles récord y subiendo más de 5%. En el sector de bonos tanto el segmento de Grado de Inversión como el High Yield están reportando una subida sólida. El metal precioso por excelencia: el oro, ha subido más de 3% en el mes.

Las tasas a largo plazo se han estabilizado, con el tesoro a 10 años manteniéndose entre 1.60% y 1.70% durante todo el mes. Esto es importante, ya que parece que las expectativas del mercado se han consolidado en cuanto a la inflación y en cuanto a las perspectivas de beneficios empresariales obtenidos en el lado de renta variable. La subida se ha dado a pesar de vientos en contra, uno de los más importantes es el posible nuevo esquema de impuestos. 

El Presidente de Estados Unidos, Joe Biden ha propuesto una reforma impositiva importante, cambiando las tasas corporativas y personales. Las mismas van desde el impuesto a la herencia hasta el impuesto a la ganancia de capital. En nuestra opinión, el mercado no está descontando todavía el impacto de una posible subida de impuestos corporativos, ya que los analistas todavía no han ajustado a la baja las expectativas de EPS para el 2022. De otro lado, el mercado estaría asumiendo lo siguiente:

  1. Que la economía americana crecerá mucho más que el resto del mundo y que los beneficios empresariales serán lo suficientemente grandes como para contrarrestar el impacto impositivo.
  2. Un tema de flujos de fondos, donde ante la falta de alternativas a nivel global se continúa enviando dinero a Estados Unidos, a pesar del futuro cada vez más incierto.

Independientemente de cual sea la razón, es importante para los inversionistas entender el impacto que podría tener esta medida y el impacto sustancial que podría tener sobre los flujos de caja. Si consideramos la velocidad a la cual se viene gastando en estímulos, le sumamos el nuevo plan de 2.25 trillones de dólares enfocado a infraestructura y el elevado nivel de endeudamiento, el gobierno se verá obligado a tener mayores impuestos y pensamos que el mercado podría estar subestimando este escenario. 

Dicho esto, los resultados económicos del último mes han sido muy sólidos. El futuro es incierto, pero el presente está demostrando que la recuperación es real en muchos aspectos de la economía:

  1. Ingresos personales: En marzo han tenido el mayor incremento desde 1946 (Después de la Segunda Guerra Mundial).
  2. Construcción y ventas de nuevas casas: Niveles récord.
  3. Desempleo: Bajando en algunas semanas seguidas.
  4. Índices de Manufactura, Producción y Sentimiento: En los niveles más altos del último año.

Efectivamente, podemos mencionar que todos los indicadores de una economía en crecimiento están avanzando. Ante esto, el PIB (Producto Interno Bruto) está respondiendo, creciendo a un tasa de 6.4% de forma anualizada en el primer trimestre. En otras partes del mundo el escenario no es el mismo; como en la India donde la crisis sanitaria es peor que durante el año 2020.

Por ahora pareciera que Estados Unidos saldrá de la pandemia relativamente en buena forma y habrá que ver qué otros países, a parte de China, lograrán seguir esta línea.

La visión que tenemos para el corto plazo es de tener cuidado. Las presiones inflacionarias y de impuestos están bajo la superficie y pensamos que no sería adecuado confiarse respecto al resultado de estos temas.

Dicho esto, las caídas son para comprar. La economía se está fortaleciendo sin dudas y si el optimismo es relativamente serio, podríamos comenzar a ver un boom económico mucho más duradero.

Mantenemos nuestra postura de que el oro se mantiene infravalorado en relación al riesgo de una deteriorización económica y un impacto negativo hacia el dólar americano, por lo cual mantenemos nuestra convicción con este activo. Por ahora no hay que luchar contra la tendencia, pero si vale la pena mantener la pólvora seca para estar listos para disparar cuando haya una inevitable corrección.

RENTA VARIABLE

La renta variable ha tenido un desempeño explosivo este mes, El S&P 500 subió más de 5% a niveles récords. La subida fue prácticamente uniforme: Small Caps, representadas por el Russell 2000, subió casi 5% también y el Nasdaq cerró el mes aproximadamente un 7% arriba. De todos los sectores del S&P, el único que cerró en negativo fue el sector de Energía (XLE -0.9%). El sector de tecnología (XLY +8.3%) y Real Estate (+7.4%) lideraron el rally, demostrando la reciente rotación de flujos de vuelta a growth y la demanda por inmuebles en el sector. 

En Abril comenzó la temporada de presentación de resultados empresariales y hasta la fecha hemos visto empresa tras empresa ganarle a las expectativas de los analistas.

El mes empezó con empresas financieras creciendo fuertemente, principalmente impulsadas por provisiones de crédito que se tomaron durante el 2020 y posteriormente se pudieron reversar. 

Muchas empresas que se consideraba que iban a perder fuerza después de que se acabaran los encierros mostraron crecimientos sólidos. Del lado de la tecnología los grandes players como Apple, Amazon y Facebook presentaron resultados del trimestre extraordinarios, con crecimiento en ventas del 50% aproximadamente. 

A raíz de noticias económicas positivas e ingresos muy altos, vemos al S&P dominando el mercado. Temporalmente, nuestra visión es más neutral en Small Caps, ya que el desempeño podría ser peor que el sector growth durante los próximos meses. El rendimiento positivo no fue solo en USA, ya que el ACWI también subió 4%, el FTSE 3.5% y el SX5E otros 2.5%.

Vemos un riesgo de corrección a corto plazo, ya que el mercado subió un 29% en tan solo seis meses y podría haber descontado de forma muy acelerada los precios. Sin embargo, mantenemos una convicción estratégica y cualquier caída sería una oportunidad para comprar. También consideramos que para aquellas carteras con un enfoque mas al sector value, puede ser interesante invertir un porcentaje de la cartera en ciertos segmentos de crecimiento que se beneficiarán de un enfoque importante en los próximos años, como podría ser el caso de la Ciberseguridad. Esto permitiría un posicionamiento un poco mas balanceado de las carteras muy enfocadas en sectores value. Elaboraremos más en ese aspecto en el tema del mes. 

Como posicionamiento nos mantenemos neutrales en Renta Variable Americana,  Europea y Mercados Emergentes.

RENTA FIJA

Para la renta fija, abril fue un mes bueno. En primer lugar, las tasas a largo plazo se estabilizaron. Al dejar de subir, el mercado de renta fija tuvo un respiro y casi todos los índices y tipos de crédito subieron. 

Para demostrar la amplitud del crecimiento, abajo vemos el rendimiento del mes de ETFs que siguen varios factores de crédito. Desde Municipales a Convertibles, Grado de Inversión y High Yield, una parte importante del mercado de crédito tuvo un buen mes. 

Sin embargo, el desempeño YTD sigue siendo bajo para la mayoría:

A pesar del desempeño de este mes, mantenemos nuestro view de que Renta Fija no es el mejor sitio para un inversionista actualmente. Seguimos subponderados a nivel global en esta clase de activos. Sin embargo, mantenemos nuestro posicionamiento de Neutral en Mercados Emergentes (desde el punto de vista de spread a niveles baratos) y consideramos que en grado de inversión, el sector low grade (BBB y BBB-) presenta mejor valor actualmente.

ESQUINA TÉCNICA

S&P 500 (4,181.17) / Weekly Chart

  • Mirando la gráfica del S&P 500 de forma semanal, los precios se ven en una situación sobreextendida en la parte alta del canal ascendente. 
  • La ultimas dos semanas fueron marcadas por velas pequeñas y con el cierre de la semana al mismo nivel de la apertura. Técnicamente estas velas, llamadas “Doji”. Estas últimas dos semanas sembraron dudas en el mercado y una potencial corrección en dirección a la parte baja del canal a 3,900 (-6%).
  • Los excelentes resultados de las empresas (hasta ahora) para el primer trimestre de 2021 no están teniendo el efecto esperado en el mercado.
  • La reunión del FOMC y los comentarios de Powell fueron en favor del mercado. Sin embargo, no se vio una reacción positiva tampoco.
  • Desde hace dos meses, se ve una rotación sectorial de value a sectores más defensivos; Sectores como Utilities, Consumer Staples y Gold miners están tomando el liderazgo… una señal que el mercado se podría esta volviendo más defensivo a corto plazo.
  • Sin embargo, la situación a largo plazo sigue siendo positiva y cualquier corrección tiene que ser aprovechada por acumular a largo plazo.

TEMA DEL MES

Ciberseguridad como oportunidad secular de inversión

A pesar de que nuestra perspectiva a largo plazo es bullish (alcista) en cuanto al sector value contra growth, consideramos que sería adecuado mantenerse en sectores de crecimiento que tengan un viento de cola secular y así poder diversificar a través de un posicionamiento que no sea exclusivamente del mismo sector. Dentro de esas tendencias, consideramos que el sector de ciberseguridad es uno de los cuales no solo esta creciendo rápidamente, sino que la relevancia que puede llegar a tener irá solo incrementando en el tiempo. 

Con el auge de trabajar desde casa, una tendencia de la cual no hay vuelta atrás, se ha incrementado el riesgo de ciberseguridad de cada individuo. Los hackers se han estado aprovechando de esto, recientemente hubo un ataque donde un grupo denominado REvil logró penetrar los servidores de Quanta, el líder en manufactura de computadoras en Taiwán. 

Sin embargo, no solo fue afectado Quanta sino también Apple ya que diseños técnicos y secretos de los productos clave de Apple fueron robados. Los hackers están amenazando con liberar la información si 50 millones de dólares no son pagados rápidamente. 

Ese es tan solo un ejemplo, pero el cibercrimen es ahora el crimen económico más frecuente en el mundo. Esta por delante de fraude al consumidor y ahora es un tema central para cualquier negocio. Ser víctima de cibercrimen no solo implica una perdida económica, sino también reputacional. El gasto anual en ciberseguridad se estima que podría llegar a 250 mil millones de dólares para el año 2025.

Hoy en día nos gusta el sector, ya que durante el 2020, el espacio creció de forma exponencial desde sus niveles mínimos, sobrepasando el rendimiento del S&P 500. Lo que subió los precios y valoraciones de forma sustancial. Sin embargo, durante la rotación de Growth a Value que hemos observado desde noviembre de 2020, el sector ha estado teniendo un rendimiento peor que el del S&P 500.

Las valoraciones en general de las empresas del sector siguen siendo altas, pero pensamos que en el corto plazo pueden haber un recuperación del sector Growth, por lo que una entrada hoy puede ser atractiva a largo plazo.

La ciberseguridad es una tendencia que permanecerá en el tiempo. La corrección actual es una oportunidad para inversionistas de entrar en esta tendencia y compensar una exposición alta al factor value, con una estrategia “barbell”.


Si quieres conocer más acerca de nuestra opinión del mercado y nuestras mejores fórmulas de inversión, déjanos tu información en el siguiente formulario:

Canalsecurities